“Miles de productores que tienen su monotributo social agropecuario lo perderán luego de diciembre”

Así lo manifestó Roberto Solano, representante de la mesa ejecutiva de la Federación Nacional Campesina. También, habló sobre la comercialización de los productos agrícolas y la problemática  de las comunidades originarias por el reconocimiento de sus tierras.

Por Redacción Debates

 

La Federación Nacional Campesina realizó por primera vez en San Juan una reunión ampliada de su Mesa Nacional,  para debatir las problemáticas del sector y organizar actividades al respecto. La jornada contó con participantes de seis provincias, quienes reflexionaron sobre el actual escenario político y económico de la nación.

El encuentro fue concretado durante este sábado 30 de junio en el local de ADICUS, donde los campesinos se congregaron y manifestaron su fuerte preocupación por las acciones del Gobierno nacional. “Los conflictos son los mismos a nivel nacional. La política que está implementado el Gobierno es acabar con el pequeño productor. No hay política para este sector y por eso nos vemos obligados a juntarnos, para estar organizados y enfrentar la política de hambre del gobierno de Macri”, expresó Roberto Solano, integrante de la mesa ejecutiva  de la Federación Nacional de Campesinos.

Uno de las tópicos debatidos fue la reciente decisión del Ministerio de Agroindustria  en dar de baja al monotributo social agropecuario, el cual le permitía a los productores acceder a una obra social, tener aportes jubilatorios y formalizar su trabajo. Esta resolución gubernamental provocó un gran rechazo y mucha preocupación en los trabajadores rurales. “Políticas que se consiguieron a través de la lucha se están perdiendo. Miles de productores que tienen su monotributo social agropecuario lo perderán luego de diciembre”, agregó Solano.

Además, se refirieron a la permanente disputa por el derecho de los pueblos originarios  a la tenencia de sus tierras. “Los originarios son dueños de la tierra y hoy en día grandes monopolios los corren de sus territorios. De esta manera,  esas poblaciones emigran a las grandes ciudades y terminan en las villas miserias”, continuó. El artículo 75 inciso 17  de la Constitución Nacional reconoce la preexistencia étnica y cultural de las comunidades indígenas.

La comercialización y los bajos precios de los productos agrícolas afectan la rentabilidad y la distribución de la riqueza, por la concentración de las cadenas productivas. Al respecto, el representante de la Federación mencionó ese flagelo: “Nosotros producimos y tenemos un intermediario que se lleva todo el esfuerzo del productor. Queremos que el Estado sea comprador y haya un precio sostén para comparar nuestra producción”. La Confederación Argentina de la Mediana Empresa manifestó que el consumidor paga 5,21 veces más de lo que recibió el agricultor en la puerta de su campo.

Por último, Solano afirmó que los tarifazos y la suba del combustible siguen repercutiendo negativamente en sus labores cotidianas. Sin embargo, la Federación Nacional Campesina está funcionando como una importante herramienta de organización y disputa, que tiene el objetivo de amparar los derechos de los agricultores del país.

069241cb-6d14-4eb2-94be-b1d0659c5115

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑